BIOGRAFIA     OBRAS     BLOG     PRENSA     CONTACTO

 
La formidable fÁbrica del miedo

«Lo único que parecía calmar un poco el miedo era tener siempre a mano un montón de cosas para protegerse de cualquier contratiempo.

[…]

Lo malo es que aquellas compras casi siempre creaban nuevas angustias entre los clientes. Un ejemplo. Un señor acudía una mañana al centro comercial para comprar un despertador, porque temía quedarse dormido y ser despedido de la oficina. Pero los despertadores suelen estropearse. Por eso volvía a mediodía para hacerse con una caja de herramientas. “Claro que la caja podría caerme sobre un pie y lastimarlo”, se decía. Entonces regresaba para comprar alcohol y tiritas. Como el alcohol es inflamable, a media tarde encargaba una bonita alarma de incendios. “Si los ladrones ven la alarma en la puerta de casa”, meditaba, “creerán que tengo cosas de valor”. Por eso, lo último que el señor adquiría era una reluciente escopeta. Por suerte para el bolsillo de sus clientes, los Grandes Almacenes Odeiw tenían fantásticas promociones para estos casos: “Con un despertador marca Minutex, llévese una potente escopeta Fulminia de regalo”.»


SINOPSIS

Una gran nube oscura y viscosa se extiende por la ciudad, una epidemia de miedo que sus habitantes solo saben combatir de una manera: comprando. El nuevo centro comercial está haciéndose de oro vendiendo trastos que los vecinos acumulan para sentirse más seguros. Viktor, su hermana Olinda y Helga, una simpática anaconda de cinco metros, están empeñados en descubrir cuál es la misteriosa relación entre miedo y consumismo, y para ello emprenderán una aventura tan divertida como terrorífica.